viernes, 22 de septiembre de 2017

Los jugones del Levante golean y duermen en puestos europeos

El fútbol es puro espectáculo. Hay partidos que concluyen y se guardan en el baúl sin que nadie los rescate. Pero hay otros donde por juego, ocasiones, resultado u otros argumentos de peso vale la pena verlos al menos un par de veces. Eso ocurrió con el duelo que medía a un Levante invicto frente a la Real Sociedad, en el cual el decano de la Comunidad Valenciana disfrutó de una gran noche de jueves.

-Celebración gol (@Adolfo Benetó / Levante UD)-
Sí puede definirse al Levante y su temporada de alguna forma, sería sin duda en un partido como este. La historia del mismo pudo dar para muchos desenlaces, pero ocurrió el más bonito. La primera parte fue bien igualada. El equipo txuri-urdin dio una muestra del porqué también había iniciado la competición con buenas sensaciones, a base de un vistoso fútbol y generando un peligro constante. Si los centrales levantinistas no hubieran estado acertados y si las jugadas a balón parado hubieran tenido una mejor finalización de sus rematadores, bien seguro que la Real Sociedad hubiera mandado en ele electrónico en el primer tiempo. Llorente y Elustondo perdonaron, así como también lo hizo Willian José que desde dentro del área no pudo empalar bien otro balón colgado con precisión.

Sin embargo, en portería contraria Rulli fue un auténtico superman. Era el Levante quien protagonizaba las mejores ocasiones de gol. Hasta tres ocasiones de mérito realizó el cancerbero argentino, una a Toño y dos a Jason. Lamentablemente, el extremo gallego se marchaba lesionado cuando estaba más cómodo sobre el campo. Y al filo del descanso, la jugada que lo cambió todo. Morales teledirigía un balón a la frontal del área y allí un Chema disfrazado de auténtico killer sacaba una volea de ensueño que terminaba en la escuadra más lejana. Algo inalcanzable para Rulli. Un gol psicológico que desmoralizó al equipo dirigido por Eusebio. Y una acción que opta a ser el gol de la temporada en la Liga Santander.

Se reanudó el partido y a punto estuvo la Real Sociedad de igualar la contienda a los pocos segundos en una acertada sucesión de pases. Fue un amago a algo que no tuvo continuidad, ya que el Levante se hizo con el control. Campaña cogió galones y barrió para casa, donde un día más fue el amo y señor del centro del campo. Y de sus botas nacería una gran jugada combinativa con caño incluido que él mismo no pudo culminar en el dos a cero.

Los minutos iban avanzando lentamente y el partido no se daba por cerrado. Avisaban de nuevo los visitantes, respondiendo Raúl Fernández con una rápida y segura estirada. Pero en el regreso de 'el comandante', dijo que ahí estaba él para ayudar al Levante. En una cabalgada de las suyas, encaraba al defensor y se plantaba en el área, para que en el apoyo rival de un segundo defensor este cayera en su trampa, le derribara y cometiera penalti. Morales se dirigió a las once metros y transformó el segundo tanto de la noche. Pero aún faltaba más. Con la gente ya cogiendo los vomitorios para marcharse del estadio, decidieron aguardar a una falta al borde del área. "Bardhi, Bardhi" coreaba la grada. Y el macedonio, gracias a la generosidad de un compañero, asumió la responsabilidad para hacer lo que mejor sabe y rematar la faena con otro golazo de los suyos por encima de la barrera. Tres goles de tres jugones, tres puntos más y a dormir en puestos de Europa League.

Ficha técnica:
3- Levante UD: Raúl Fernández; Pedro López, Postigo, Chema, Toño; Róber Pier, Campaña (Doukouré, min 66), Jason (Ivi, min 34), Bardhi, Morales (Samu García, min 80); Álex Alegría.

0- Real Sociedad: Rulli; Gorosabel (Odriozola, min 66), Aritz Elustondo (Canales, min 72), Llorente, De la Bella; Illarramendi, Zubeldia, Xabi Prieto; C.Vela, Juanmi; Willian José (Bautista, min 57).

Árbitro: Gil Manzano. Amonestó a los locales Chema y Bardhi. Expulsó con doble amarilla al visitante Llorente.

Goles: 1-0, min 44, Chema. 2-0, min 75, Morales (pen). 3-0, min 88, Bardhi.

Incidencias: Partido correspondiente a la 5ª jornada de la Liga Santander 2017/18 disputado en el estadio Ciutat de Valencia ante 17.632 espectadores.