El Levante UD, un equipo donde juegan todos

El fútbol es un deporte de once contra once, en el que a veces la calidad de uno se impone. Pero a lo largo de toda la temporada, el trabajo de toda la plantilla es el que cuenta y el que establece los resultados finales, cumpliendo o no los objetivos marcados inicialmente.

La vigente campaña liguera 2017/18 (ya finalizada) ha contado con muchos protagonistas. Además de Muñiz y Paco López como entrenadores, hasta un total de 34 jugadores son los que han disputado minutos, en Liga o en Copa del Rey. El Levante es el tercer club que más futbolistas ha usado.

-Foto: @LevanteUD-
En esta extensa lista que han formado parte del cupo granota, el único que no ha tenido oportunidad de vestirse de corto ha sido Iván Villar, portero cedido por el Celta de Vigo en el mercado invernal para complementar a Oier y Koke. 

Precisamente, hasta el citado Koke Vegas llegó a debutar en la jornada que clausuraba la Liga. Con él, fueron cuatro los guardametas utilizados, entre los que se encuentran un Langerak que se marchó a Japón para apurar sus opciones mundialísticas y un Raúl Fernández al que se le dio provisionalmente la baja federativa con motivo de su operación de cadera.

Koke pasará a tener ficha del primer equipo, pero hasta la fecha contaba con dorsal del filial. A él habría que sumar El Hacen, Shaq, Youssouf y Aly de la cantera levantinista. Anecdótico fueron las participaciones de Shaq y El Hacen, convirtiéndose en los primeros jugadores con nacionalidad estadounidense y mauritana respectivamente que debutaban en la Liga Santander.

Otro de los puestos que ha contado con mayor representación de nombres ha sido el de la punta de ataque. Durante la etapa de Muñiz, tan solo hubo una referencia ofensiva, aunque con la llegada de Paco López se optó por dos delanteros. Entre lesiones de alcance, fichajes, cesiones, escasa cifra de goles,... Álex Alegría, Nano Mesa, Enes Ünal, Roger, Boateng, Sadiku y Pazzini han sido los "hombres gol" del Levante. Paradójicamente, ninguno de ellos han sido los pichichis, ya que Morales y Bardhi (que terminaron por actuar en alguna ocasión como falso 9) lograron más dianas.

Durante el mercado de enero, llegaron más refuerzos, hasta siete si contamos al inédito Iván Villar y el retorno de Koke Vegas. Dichos fichajes dispusieron de sus minutos, pero sin duda el gran acierto y que se convirtió en uno de los pilares del equipo fue Coke. Dentro de este apartado, llamativo también fue el caso de Fahad, tanto por las circunstancias en que vino como sus veinte minutos repartidos en dos partidos, convirtiéndose también en el primer jugador de Arabia Saudí que jugaba en competición española. Rochina, Sadiku y Pazzini fueron los restantes.

El resto de componentes ya es conocido por todos, desde el bloque que consiguió el ascenso el año pasado (Lerma, Postigo, Jason,...), las incorporaciones que aportaron su granito de arena desde el primer momento o más tarde (Ivi, Cabaco, Lukic,...) hasta la de otros que despidieron la temporada antes de hora por lesiones (Iván López, Raúl, Toño,...) como por finalización de contratos, rescindir o traspasos (Samu García, Enes Ünal, Nano Mesa,...). Sin duda, el Levante ha sido un equipo donde juegan todos.