sábado, 27 de febrero de 2016

Villarreal CF - Levante UD: Nadie quiere perderse otro día grande en El Madrigal

Llega la hora de alzar la voz. Llega el momento de gritar a los cuatro vientos que el Levante quiere seguir en primera división. Y hay que hacerlo en un escenario donde muchos sentimientos se han vivido tanto de tristeza como de felicidad, en donde se certificó el descenso en 2005 o se hizo realidad el histórico liderato en 2011. Ese estadio es El Madrigal.

La situación deportiva dista mucho de aquella gran cita de hace casi cinco años. Ahora el Villarreal es firme candidato a volver a conseguir una plaza en la próxima Champions League, mientras que los granotas necesitan como el comer sumar puntos como sea en su intento por abandonar los tres puestos de abajo.

Foto: @Las Provincias
El conjunto castellonense saborea un momento dulce esta temporada, después de venir de cosechar dos empates en la última semana pero que saben como victorias, igualando sin goles en el Vicente Calderón y un uno a uno contra el Napoli para seguir adelante en Europa League. Como consecuencia de esto último, el Villarreal podría acusar el cansancio y Marcelino optaría por realizar alguna rotación en su once titular. Además, Jaume Costa, Rukavina, Samu Garcúa y Dos Santos son los nombres más destacados que se quedan fuera de la citación local, mientras que Sergio Asenjo vuelve en Liga tras superar su grave lesión.

En el cuadro azulgrana, mucha ilusión depara la cita de este próximo domingo al mediodía tras venir de golear al Getafe y dejar atrás el farolillo rojo. La afición se desplazará en masa y prácticamente un millar de levantinistas arroparán a sus jugadores desde la polémica jaula del estadio, agotando el cupo de localidades ofrecidas por el club rival. Tampoco los futbolistas pierden la fe y Rubi recuperará efectivos. A excepción de Pedro López al que todavía le restan algunas semanas para estar disponible, Deyverson superó las molestias que le obligaron a ser sustituido en la anterior jornada, Orbán regresa tras sanción y Rubén García, José Mari e Iván López han abandonado la enfermería.

Por ello, con veinticuatro de las piezas de este puzzle que compone la plantilla, el entrenador catalán ha tenido que reflexionar y valorar que decisiones tomar a la hora de formar su convocatoria. Estas han venido marcadas por dejar fuera a los recién recuperados citados anteriormente que, junto a Ghilas y Juanfran, vuelven a ser los perjudicados nuevamente. En cuanto a lo que Rubi propondrá sobre el verde, es todavía una incógnita. ¿Mantendrá el esquema que tan buen resultado dio contra el Getafe o presentará alguna alternativa sorpresa? ¿Y volverá Deyverson a regalar otra victoria como en la del primer tramo de Liga o en cambio castigará Rossi a su ex-equipo? Lo que está claro es que nadie quiere perderse otro día grande en El Madrigal. Ojalá así sea.