miércoles, 3 de febrero de 2016

Verdú espera ayudar al Levante a estar al menos otros seis años en primera división

Restaban apenas poco más de dos horas para el fin del plazo establecido cuando el Levante anunciaba su último refuerzo del mercado invernal. Verdú era el quinto en llegar a Orriols en este mes de enero en el que Manolo Salvador y Quico Catalán han trabajado durante horas para intentar que luego Rubi pueda devolver a este equipo la consistencia atrás y acierto ofensivo que estos meses atrás ha venido faltando.

Foto: Eric Martín / Mundo Levante UD-
Tercer día de la semana y tercera presentación, después de haber tenido lugar la bienvenida a Carl Medjani y Lucas Orbán. Hoy era el turno de Joan Verdú, para así luego centrarse de lleno en el complicado partido frente al Barça en el que habrá que trabajar duramente y de manera impecable para poder rascar algo positivo. De hecho, el acto comenzaba con cierto retraso respecto a la hora prevista ya que el técnico levantinista alargó la sesión de entrenamiento celebrado en Buñol previo a esta cita para así preparar al máximo cada mínimo detalle.

Tras llegar al Ciutat de Valencia, Quico Catalán agradecía al futbolista catalán su decisión de venir a este club, ya que de no haber puesto el centrocampista todo de su parte, no se podría haber producido. Así mismo, le deseaba suerte para afrontar este reto y que de forma profesional, como así le trasladaron que era, se pueda conseguir la continuidad en primera división. Además, confirmaba que el tránsfer de Medjani había llegado hace escaso tiempo y de que podría estar disponible de cara al próximo partido.

Verdú defenderá el dorsal 25, situación que propiciará que Mariño cambie al número 1. Tras sus palabras de agradecimiento al propio club por depositar su confianza en él, declaraba: "Es una grandísima oportunidad el hecho de venir de nuevo a esta Liga, con un reto importante, pero con ganas lo conseguiremos. Vengo a trabajar, a ser uno más y ayudar. Espero estar a la altura de este equipo y ojalá podamos estar al menos otros seis años más en la máxima categoría, que es lo que todos deseamos".

-Foto: Eric Martín / Mundo Levante UD-
Sobre su estado físico, ante la poca continuidad de juego en la Fiorentina, se encontraba preparado para debutar pero sí se sinceraba en que tal vez pueda faltarle el ritmo de competición de otros compañeros. También recalcó que nunca había sufrido lesiones de importancia. Pese a que el futbolista contactó con Rubi por teléfono, todavía no ha podido hablar calmadamente en persona con él esta misma mañana para trasladarle que espera de él y donde ubicarlo en el esquema táctico.

Verdú reconocía que no fue una decisión fácil, debido a que hubo una pugna complicada con la Fiorentina para poder firmar por el Levante, viniendo el interés de escasos días atrás y ahora se mostraba feliz -como así mostraba su rostro sonriente- de poder enfundarse este escudo y los colores azulgranas.